ADOLESCENTES DEL ZODÍACO (II)

-Mmmm-Siryu meditó en voz alta-Me pregunto si Mü habrá arreglado nuestras armaduras. Después de lo de Quetzalcoatl en los Andes las dejamos para el arrastre.
-En lugar de hacer preguntas gilipollas lo que tendrías que hacer es cascártela menos-le interrumpió Seya tirándole un puñado de palomitas-¡Así te saldrían menos granos!
-Mira quién habla-se defendió Siryu-¡El burro con alas que encontraron el pasado jueves borracho perdido en un templo budista con nombre de casa de putas!
-¡Para puta tu madre, dragón cabrón!-exclamó Seya levantándose del sofá y tirando las palomitas por el suelo.
-Basta de ostias-gruñó Yoga que se tomaba su trabajo con cierta seriedad-Deberíamos…
-¡El Patito Feo ha hablado!-se burló Seya.
La mirada helada que el Cisne le dirigió le hizo callar al instante. Desde que un par de meses atrás habían ingresado a Ikki en el hospital con los testículos dentro de un bloque de hielo debido a una discusión por la posesión del mando a distancia, todos se andaban con ojo con el Caballero del Cisne. A pesar de dominar el frío y el hielo tenía la sangre muy caliente.
-Vamos a llamar a Mü, al Santuario-indicó Yoga señalando el teléfono-Y le preguntaremos cómo andan las armaduras. El pago, como siempre.
“El pago” era una forma de llamar a los envíos de pornografía, alcóhol, tabaco, chorizos, gominolas, cómics, ropa cara y demás fruslerías que en el Santuario escaseaban. El Caballero de Aries, debido a su habilidad para reparar las armaduras, cobraba en especies y luego las revendía a los demás caballeros a precios desorbitados. Menudo usurero estaba hecho el muy cabrón.
Seya marcó el prefijo de Grecia y el número de la línea privada del Templo de Aries. La Fundación Grad se dejaba una fortuna en llamadas inter-continentales.
Sonaron tres pitidos antes de que descolgaran:
-Mü, tío…-empezo Seya.

mu07.jpg

-¿Qué coño quieres?-gruñó una voz al otro lado-¿Ni hacerse las cejas tranquilo puede uno en esta puta casa o qué?
-Déjate de mariconadas y atiende-fue la respuesta de Seya-Necesitamos nuestras armaduras.
-Pues vais daos-contestó Mü-Porque tengo trabajo para meses con esa mierda que me trajisteis.
-No jodas, Mü-protestó Seya.
-Ni joder ni ostias-protestó el caballero de Aries-¿Tú viste cómo estaban esas armaduras?¡Hechas polvo y cubiertas de mierda de pájaro!
Seya tragó saliva recordando las épicas batallas contra Quetzalcoatl y Colibrí Azul. En aquel momento, la mierda era lo que menos le había preocupado (bastante tenía con intentar meterles un meteoro por el culo a aquellos hijos de puta sin que le volaran la cabeza) pero las últimas palabras del dios azteca (“Aún no me has ganad… agh”) resonaron en su mente.
-Sí, bueno-admitió gesticulando con una mano indicando a los demás “rollo patatero”-La mierda de pájaro es lo que tiene cuando te enfrentas a dioses sudacas que llevan plumas por la cabeza. Unos cabrones, todos.
-Para cabronada la que me tenéis aquí montada-siguió Mü gritando cada vez más-¡Me las mandásteis todas en la misma caja y están tan desmenuzadas que no hay quien se aclare!
-Pues les echas un chorrito de sangre de caballero de oro y…
-¡Eso, hombre, lo que faltaba!-estalló Mü por teléfono-¡En el Santuario estamos todos pálidos como cirios de tanto abrirnos las venas cada vez que os cargáis las putas armaduras!¡Dile al capullo de Siryu que ese escudo suyo es una puta mierda y que no vale ni de bandeja!
-¿Pero cómo coño quieres que salvemos al mundo sin armaduras?
-¡Llamáis al Comando G, ostias!
-¿A esos gilipollas?-Seya alzó las cejas indignado. El Comando G era un grupo gubernamental especializado en la lucha contra invasores alienígenas. Sus campos de acción no se habían empezado a tocar hasta hace poco, cuando la imagen mucho más vistosa de los otros había empezado a hacerles la competencia-¡Ni de coña!
saint-seiya.jpg
Yoga y Siryu escuchaban la conversación en silencio. A pesar del aura de misticismo que le rodeaba, Mü era un tipo bastante inestable. Tenía cierta tendencia a insultar por telepatía a medida que hablaba, lo que provocaba una sensación de confusión y humillación bastante incómoda. Era raro que a Seya no le hubiera empezado a salir sangre por las orejas.
La conversación podría haber durado algún tiempo más pero una explosión procedente de la cocina les arrancó de su ensimismamiento (también arrancó de cuajo la conexión telefónica y tiró la tele al suelo).
-¡ALAS DEL FÉNIX VOLADOR!-rugió Ikki desde la cocina.
-¡DEFENSA GIRATORIA!-le contestó su hermano Shun.
El estallido de dos cosmos super-poderosos, hermanados y cabreados coronó sus palabras y un fulgor repentino iluminó la casa, quemó los posters de las paredes y tiró abajo el tabique del cuarto de Seya.
Cuando el humo se desvaneció, Seya, Yoga y Siryu se acercaron a los restos de la cocina para ver qué diablos había ocurrido. Podían figurarse que era improbable que algún enemigo se les hubiera colado en el piso para armar follón. El follón se montaba solo cuando se juntaban aquel par de hermanos.
Los encontraron en el fondo de un cráter, cubiertos de restos de comida quemada, resolviendo sus diferencias a tortazo limpio, mucho más personal y directo que los ataques más propios de los caballeros.

shun.jpgikki.jpg

-A ver-gruñó Siryu al ver volar su juego de palillos chinos-¿Qué coño pasa aquí?
Siryu tampoco era de los que aguantaban muchas bromas. En cierta ocasión, un gamberrete en moto le había cascado el retrovisor del coche (ilegalmente adquirido y conducido, claro) y el chaval se había encontrado de pronto con una Ira del Dragón del Monte Lushan en toda la riñonada (y pocas posibilidades de contarlo). Ikki y Shun dejaron de sacudirse un momento y les miraron pero sin soltarse la pechera de las camisetas.
-Este imbécil de los cojones me tiene hasta la polla-explicó Ikki a grito pelado-¡Llevo todo el puto día en el gimnasio entrenando y llego a casa muerto de hambre y me encuentro una puta ensalada con quesitos por encima!¡Quiero tortilla de patatas, joder!
-¡Queso feta, ceporro!-le corrigió Shun-¡Es una ensalada griega de…!
-¡Lo que es, es una mariconada de campeonato!-protestó Ikki levantándole del suelo-Estoy hasta los huevos de ti y de tu puta cara, que no vales ni para…
-¡Me tenéis aquí hecho un esclavo!-chilló Shun-¡Estoy harto de cocinar, fregar y lavar la ropa de todos!
-¿Quieres que enrolle una toalla sucia de esas que dejas llenas de pelos verdes y te la meta por el…?
Yoga suspiró en silencio y puso los ojos en blanco. Silbó una vieja canción que ya no significaba nada:

“Los guardianes del universo
al triunfar el mal
sin dudarlo salen a combatir
por un mundo ideal”

Anuncios

6 comentarios to “ADOLESCENTES DEL ZODÍACO (II)”

  1. Hermesh Says:

    Creo que he llegado a tiempo, lo estaba esperando como agua de mayo. Procedo a leer

  2. Hermesh Says:

    Pateticos

  3. Xetegol Says:

    No es que sean santo de mi devoción pero… ¿te caen un poco mal los “pajeros” del zodiaco ¿no?…

    Yo creo que la tia esa esta bien jodida si la tienen que salvar esa panda de “macachapas” de gimnasio.

  4. Pues lo cierto es que la serie me gustaba un montón cuando era crío (no obstante, cuando la ves ahora es MUY mala) y creé en su momento un juego de rol basado en ellos. Junto con Bola de Drac, las mejores que he visto.

    Sin embargo, corren por la red montañas de historias escritas por pirados sobre toda esta banda y algo de razón tienen porque lo peor de la serie era lo repetitivo del argumento ¡y que los protas tenían todos 13 o 14 años (el Patriarca tenía ¡18!)!Así que me pareció buena idea escribir un “fanfic” un poco más realista…

  5. Hermesh Says:

    Yo personalmente recomiendo a la gente que no la vuelva a ver, o le pasara como a mi, no merece la pena perder un mito de la infancia por volver a ver esta bazofia. Antes de internet estas cosas no pasaban.

    Cualquier tiempo pasado fue mejor.

  6. que bueno jajajajajjaja jo..reirse tanto no puede ser ni bueno..jajajajajajj a mi me ha parecido genial..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: