YA SÉ MATAR EN SERIO

“Un hombre sabe cuándo ha llegado el final. Ese lo sabía. Reza para que cuando te llegue a ti la hora haya alguien como nosotros a tu lado”
(El Capitán Alatriste, después de rematar a un herido)

Quiero dedicar este post a la mayoría silenciosa que sigue mis desvaríos, mayoría que incluye (entre otros) a José, hermano de Carol desde Barcelona, a la prima de Ana (la de Óscar) que me sigue desde Valencia (¿a quién se le ocurre mirar las fotos de la boda aquí?), los incombustibles gandalfitas de nuevo cuño (por decir nombres: Juan, Noe, Dani, Marc, Orkatz, el Joven Luis, Cris Gangrenosa, Vero y unos cuantos más que no recuerdo), , a no sé qué chica que tiene un tío ganadero en Monzón (y claro, me dijeron, no va a acercársete un señor a decirte “Mi sobrina te lee el blog ese”) a Señor de los Anillos Fimosis (aquí he tenido una interferencia, que cada cual saque sus propias conclusiones) etecé, etecé. No están todos los que son pero es que el anonimato tiene esas cosas.

Un muy celebrado post en su día era aquel en el que hablaba sobre mi violenta iniciación en el arte de la muerte: “Modus Executus (III)” (buscadlo si queréis). Una vez curtido en liquidar cerditos, pasé a mayores con una señora cerda de doscientos kilos y un mazo. El artículo duraba unos cincuenta mazazos.

chainsaw.JPG

Pero eso fue hace tiempo. Ahora, curtido con la experiencia, el estrés y la mala leche, las cosas son diferentes.

El día después de los monólogos del Cerbuna (imaginaos el humor que gastaba después de dormir tres horas) , en una de esas granjas cuyos granjeros se podrían tildar de bucaneros, bandoleros, trapaceros y cuatro o cinco apelativos similares me brindaron la ocasión de dar el benedicto ultimatus a una pobre cerda que llevaba una semana pariendo a razón de un lechón diario. Para hacerse una idea, en un parto normal sale un lechón cada quince o veinte minutos y si aquello se atasca, mueren. La camada en cuestión, claro, llevaba varios días fermentando y pudriendo por dentro a su pobre madre, la cual no podía ni subir al camión del matadero del mal cuerpo que llevaba.

Adivinad cuál era el remedio para su enfermedad…

Así que acerqué la furgoneta (calibré por un instante atropellarla como hacen según donde con ovejas y tractores pero la diferencia de proporciones no me daba muchas garantías) para remolcar el cadáver (claro, ella pensaría algo tipo “Pero si aún estoy viva…”) y agarré el mazo ante la espectante mirada del rumano (“Ladrones y rumanos, primos hermanos”, ya se sabe) y su sicario extremeño (en el diccionario sale una foto suya, concretamente, junto a la definición de “caradura”).

Clock.

Una ostia. Ni una más. Ni siquiera chilló. Pataleó un poco espasmódicamente y entonces apliqué un palmo y medio de acero en la garganta para evitar resurrecciones de última hora. Y como no se quejó ni por esas, deduzco que lo hice bien.
Ahora sí que soy piadoso y bueno.

paint6.JPG
“Antes de empezar a jugar debes elegir entre uno de los cuatro posibles protagonistas, elección importante ya que cada uno maneja un arma distinta y tiene habilidades diferentes”

Como añadido, un gas que se emplea en la desinfección de naves de engorde de cochinos resulta que es el mismo que empleaban para esfullinarse a los judíos. Y es que no hay que renunciar a los sistemas eficaces…

Anuncios

Una respuesta to “YA SÉ MATAR EN SERIO”

  1. Xetegol Says:

    Pues enhorabuena por tu nueva “habilidad secundaria”. Supongo que te has decidido a subirte los puntos ahí en pos de un mejor academicismo.

    En esa foto (la de la sierra mecánica y el tio del mantel en el cuerpo) dais la sensación de estar terriblemente “jodidos” (entendamos jodido por loco en este caso).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: