COMO PARA VOLVERSE TARUMBA

Queridos y queridas:

hoy dia 3 a las 9:30 AM ingresare en un templo budista para hacer un curso de meditacion vippasana de diez dias. Mi mente cientifica dice que todo esto es una burda supersticion pero puesto que estos prometen el paraiso en la tierra de manera mucho mas economica y facil que la Iglesia Unica y Verdadera lo minimo que puedo hacer es probarlo. Total, tampoco sera mi primera herejia…

No entiendo mucho el procedimiento (el reglamento tiene unos huecos por los que cabe el Titanic de cruzado) pero que no se diga que no lo he intentado. Te levantas a las cuatro de la madrugada (bobadas, en el Matadero me levantaba a las tres), desayunas a las seis, comes a las diez y media y no estoy muy seguro en que se gasta el resto del dia porque no puedes hablar con nadie (la lengua se me va a salir por las orejas), tocar a nadie, matar animales (con los mosquitajos va a ser una autentica putada) ni abandonarte a comportamientos impudicos (o sea, que nada de tocar la zambomba en la soledad de mi celda). Si os habeis fijado, de cenar, nada. Y creo que nos metemos al sobre a las diez o asi de la noche.

Logicamente, ni movil ni mail ni blog ni ostias.

De esta puedo salir MUY mal.

Ya os contare cuando salga y hasta entonces os dejo con una nueva gracia de Mamerto, el Hombre de Vision Microscopica, que no tiene nada que ver con todo esto.

mamerto7

Como extra, el Capitulo VI de A Verlas Venir ya esta disponible. No os priveis de verlo…

Anuncios

3 comentarios to “COMO PARA VOLVERSE TARUMBA”

  1. Joan El Misericordioso Says:

    Vuelve con tu escudo o sobre el, Gabriel.

    • He vuelto y estoy vivo. Aunque no sin bajas: Jejo se ha quedado… dentro del monasterio. Es muy raro: siempre imagine que la ultima vez que le viera seria en medio de una voragine humeante de calimocho y carne grasienta…

      En fin, ya os contare cuando vuelva.

  2. Las dudas me consumen… ¿qué tal el invento éste? Estoy deseando oírte despotricar o, mejor aún, cantar alabanzas y que declares que te has iluminado y dejas el camino de la perdición para irte a vivir al Tíbet.

    Hala, ya nos contarás.

    El Mamerto se está convirtiendo poco a poco en uno de mis/tus personajes favoritos. Llámame simple, pero lo de “Ven, Hur” me ha encantado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: