EL ÁRBOL DE LA SERPIENTE (IV)

La medianoche había quedado muy atrás cuando el gran árbol empezó a arder.

campfire

La Tribu del Tejón Cornudo estaba totalmente fuera de control. Todos sus miembros, incluidos los cachorros y las hembras, gritaban presas de la borrachera. El humo embriagador provocado por las hojas que Tripchung había arrojado al fuego nublaba sus rudos intelectos empujándoles a la lujuria y el descontrol.

Alrededor de la hoguera y en torno a los estanques de mascotas carnívoras de Tripchung, un centenar de orcos de ambos sexos desnudos fornicaban ferozmente. Los cuerpos sudados se entremezclaban en un mar de músculos y cicatrices del que surgía una algarabía de gemidos y gruñidos. La Tribu del Tejón Cornudo se abandonaba a estas orgías con frecuencia. Quizás por eso eran la tribu orca más numerosa.

En un rincón, los orcos anteriormente del Colmillo de Jabalí sólo podían beber. Karg, antiguo caudillo, vaciaba un cráneo tras otro de grok intentando ahogar sus penas. Todos estaban desnudos y cubiertos de pinturas como parte de su rito de integración. Sin embargo, ninguno sentía especial alegría por ello. A los orcos no les gustaba entrar a formar parte de otra tribu: querían la suya. Sin embargo, la tribu del Colmillo de Jabalí había quedado muy debilitada tras su lucha contra un gigante y se había visto en la necesidad de aliarse con el Tejón Cornudo. El cuerpo muerto del gigante había servido como dote de bienvenida. Las hembras habían sido el resto del precio.

Las hembras del Colmillo de Jabalí se encontraban al otro lado del claro alrededor del trono de Tripchung Cabeza Enferma, jefe y chamán del Tejón Cornudo. Desnudas y pintadas como si fueran esqueletos, cada una debía proporcionar una camada al jefe orco para integrarse en la tribu aunque esa noche ninguna tenía muchas posibilidades de concebir ya que Tripchung había ingerido una docena de bayas juju acompañadas de un odre de grok. Su trono estaba situado en un lugar estratégico por donde pasaba todo el humo de la hoguera, normalmente reforzada con hierbas “mágicas” por lo que no era probable que el aire nocturno le despejara lo suficiente como para satisfacer a una hembra.

orc_shaman

Tripchung miraba embelesado cómo ardía el árbol. Estaba cubierto de inscripciones y runas que no comprendía pero que brillaban como brasas candentes al ser alcanzados por las llamas. Su percepción mágica, mucho menor de lo que él proclamaba pero amplificada gracias a las drogas y al alcohol, le permitió ver una nube de humo más oscura que el resto levantarse de entre las ramas. No era un humo normal, parecía más sólido, incluso aceitoso. Se movía como si fuera algo vivo.

Incluso si no hubiera estado borracho perdido, el intelecto de Tripchung Cabeza Enferma no habría sido capaz de adivinar que su orgía de bienvenida para los nuevos miembros de su tribu había liberado una fuerza maligna más allá de su comprensión.

Porque Zachaon-Hiss-Ska´ak, el más poderoso de los antiguos hechiceros hombres serpiente, era libre de nuevo.

Anuncios

6 comentarios to “EL ÁRBOL DE LA SERPIENTE (IV)”

  1. ¿Y asi nacio la noche de san juan?

  2. hermesh Says:

    Y se lo comió un dragón, se lo comió un dragón, se lo comió un dragoooooooón

  3. De verdad celebro que os metáis tanto en la historia. XD y LOL, que dicen.

    Tengo intención de poner un trozo de estos a la semana (más o menos) y entre medio, posts sobre otras cuestiones. ¿De acuerdo?

  4. ¿Tenemos elección?

  5. Joan El Misericordioso Says:

    Casicoincido con Hermesh (por si no lo sabiais, detrás de tan brillante personaje se esconde un matematico loco llamado Chabito). Estoy esperando ver como hacen para comerse al espiritu ese. ¿Gelatina? ¿Mezclado en merengue?

    • Más o menos. De momento, prefiero no ponerlo en posts tochos para que la gente no se canse (hay mucho desustanciado que sólo se lee las historias cortas) y, de paso, estiro más la historia. Estas cosas sin un poco de emoción…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: