RELACIONES ENFERMIZAS

“Mortadelo y Filemón nunca estarán solos: siempre se tendrán el uno al otro”

Hace unos veranos escribí sobre gays “malignos” de cómics y películas introducidos un poco por “normalizar” su situación y que acababan mal precisamente por eso. No mencionaba que las lesbianas han sido relativamente frecuentes en el mundillo debido a que se consideran un clásico fetiche sexual masculino (no me miren a mí, miren a la industria del cómic).


En los Outsiders (un refrito de superhéroes adolescentes al que me aficioné en Monzón) salía un gran ejemplo de esto: Trueno y Grace Choi. Mientras que la primera era una adolescente de color (negro) recién licenciada (curioso lío de cifras porque no parecía muy lista) bastante pánfila, Grace era un zorrón con superfuerza forrada de tatuajes que se había follado a medio Universo DC (y nada de Superman o Batman sino a la chusma: Green Arrow, Arsenal, Plastic Man, etc.). Alguna referencia velada en forma de chiste que hacía Grace y el hecho de que las mandaran siempre juntas de misión (por no hablar de que Trueno no se comía una rosca) acababan por hacerte sospechar de que ahí se estaba cociendo algo. Una tortilla, por ejemplo.
Posteriormente, los Outsiders cambiaron de configuración de grupo y todos los miembros se largaron excepto estas dos. Y puesto que Trueno tenía el mismo carisma que una paca de paja (y es que menudo poder: cambiar de densidad) estaba claro que la que cortaba el bacalao y vendía números era Grace (tatuada, maciza, cachonda, ligera de cascos y con superfuerza). O puede que se quedaran para que DC no fuera tachada de homófoba. Qué sabe nadie.

Pero esa no era una relación enfermiza, sólo previsible. En DC y concretamente en los Outsiders salía la pareja más estrambótica de cuantas he visto jamás: monsieur Mallah y el Cerebro.
Sí, habéis visto bien: ese gorila con boina es el novio del cerebro que hay dentro de la cazuela que está abrazando. “Mesié” Mallah y el Cerebro vieron la luz en la colección de Doom Patrol (la Patrulla Condenada que, curisosamente, sí eran una patrulla desde el principio y no como los X-Men) lo que tiene cierta lógica en una colección de superhéroes bizarros (Robotman, el Hombre Negativo, Elastigirl… para verlos) donde se requieren enemigos bizarros (y estos dos palidecen al lado de Animal-Vegetal-Mineral-Man). El Cerebro era un científico genial que logró dotar de intelecto a un gorila al que bautizó Mallah (como la abeja, mira tú). Posteriormente, el pobre hombre sufriría un accidente mortal del que le salvaría su adorado primate al introducir sus sesos en un contenedor. Años más tarde, como el roce hace el cariño, estos dos acabarían por enamorarse.


(No tiene que ver con el tema que nos ocupa pero seguro que alguien tenía curiosidad por ver a Animal-Vegetal-Mineral-Man)

Como supervillanos nunca pasaron de segunda división: pretendían dominar el mundo, vender armas y, de paso, conseguir un cuerpo nuevo para el cerebro.
Lo primero jamás pudo ser. Lo segundo les daba de comer. Lo último fue siempre motivo de broncas con diversos superhéroes, ya fuera porque les robaban el cuerpo o porque clonaban cosas que no debían. Y, a pesar de todo, estos dos desgraciados no desfallecían jamás porque (y cito textualmente) “El amor estaba de su parte“.

Y cuando por fin consiguieron clonar un cuerpo (el Cerebro estaba hasta las pelotas ya de estar dentro del frasco), el Cerebro soltó algo tipo:
-Y mañana, Mallah, cuando tenga mi nuevo cuerpo, ¿sabes lo que ocurrirá?
-Algo que los dos llevamos esperando mucho tiempo, maestro.
-Sí, Mallah: venganza.
(yo llego a ser el gorila, cojo el tarro y lo estampo contra la pared)
Lástima que el cuerpo muriera antes de lograr la ansiada venganza y el aún más ansiado… lo que fuera.

Anuncios

6 comentarios to “RELACIONES ENFERMIZAS”

  1. No tengo muy claro si este artículo va en serio o en coña. Sospecho que lo primero, que es lo que más me asusta. Esto no son desvaríos cualesquiera, son flipadas del quince. Creo que supera la mamada cósmica con creces.

    Fascinante Animal-Vegetal-Mineral-Man.

  2. Grandes Mallah y cerebro. Me han aportado grandes tardes de diversión…

  3. “Fascinante Animal-Vegetal-Mineral-Man”
    Apoyo esa afirmación 🙂
    Y lo de Mallah y cerebro… no sé qué decir XD Hasta me inspira curiosidad.

    • Yo tengo curiosidad por los mimitos que se puedan hacer esos dos. De todos modos, tiene que ser inquietante vivir en un frasco con un gorila al lado y que le dé un calentón.

  4. 😀
    Bueno si el gorila hubiese sido mas listo habria insertado a cerebro en un individuo de su misma especie.
    Yo he botado porque se besen.
    Gracias por la foto de Animal-Vegetal-Mineral-Man, porque si que tenia curiosidad.

    ¡Mas post d estos porfavor!

    • Pues vete a saber. Igual lo han intentado porque tienen casi treinta años de andadura.
      Sabía que os picaría la curiosidad por ese engendro de Animal-Vegetal-Mineral Man.

      Después de estos, es difícil igualar el nivel…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: