CÓMICS DECENTES DE GENTE LAMENTABLE

Entre tanta bazofia gráfica que consumo, se agradece de vez en cuando caerle en gracia a las musas del destino y encontrarme, ya me perdonaréis la expresión, un caramelo en medio de tanta mierda.

Los chicos de DC Cómics (oh, sí, ellos otra vez. Recordad que Marvel es para muy lúsers) finalmente han visto la luz y han comprendido que matar a Batman por novena vez o sacar el cuadragésimo clon de Superman no acaba de resultar atrayente para el lector y han decidido explorar un poco el amplio catálogo de secundarios patéticos que tienen.

Al fin y al cabo, al lector medio puede que le mole más el superhéroe cachas triunfante pero sin duda tendrá más cosas en común con el matao a pie de calle cuya mediocre vida le empuja a meterse a villano de medio pelo al que el bueno da de tortas en dos páginas.

Vamos con algunos:

No sé cómo habrán traducido Rogue´s Revenge al español (“La venganza de los pícaros” suena a otra cosa) pero que alguien haya tenido la idea de juntar a los malos de Flash (el Capitán Frío (no confundir con Mr. Frío, que es de Batman), el Amo de los Espejos, el Hechicero del Clima… si os suena alguno podéis daros con un canto en los dientes) y que protagonicen una historia que encima resulta aceptable es de ovación y vuelta al ruedo.

(por cierto, premio a la frase mas larga: todo el parrafo anterior…)

Resulta que, por razones que no vienen al caso, estos señores se cargaron a Kid Flash (el patético sidekick del velocista) rompiendo su “regla no escrita” de no matar al héroe. Esto es un poco para cagarse y no limpiarse porque suena a excusa barata para años de fracaso tremendo. Sin embargo, simpatizas con ellos cuando ves que una nueva generación de niñatos pretende usurpar sus puestos y para ello les roba  el equipo y (atención) matan al modista que se encarga de hacer trajes de supervillanos… el que no levante aquí la copa para brindar a su salud es que carece de sensibilidad. Por supuesto, los niñatos esos acaban muy mal.

Para el recuerdo la frase del Capitán Frío rodeado de pistoleros:

-Me da igual lo rápido que disparen tus hombres. Estoy acostumbrado a enfrentarme a un tío que corre a la velocidad de la luz…

De Power Girl la gente como mucho sabe (salta a la vista) que tiene las tetas grandes y las enseña. Y que incluso en un universo de super-pilinguis pechugonas, lo de esta tía es de juzgado de guardia…

Power Girl es la Supergirl de una dimensión alternativa que desapareció hace años, uno de los últimos supervivientes de otro mundo en el que las cosas eran sutilmente diferentes. Los cambios editoriales trataron muy mal a este personaje que acabó teniendo un origen que bailaba según la colección.

En el recopilatorio dedicado a ella que me leí, ahondaban un poco en su pasado dándole un cierto sentido y, esta sí que es buena, explicaban por qué gasta ese socavón en medio de la pechera: al hacerse el traje a imagen de Superman, dejó ese hueco para cuando se le ocurriera un emblema molón… pero entre sollozos le explicaba al kriptoniano que no se le había ocurrido ninguno. A mí, que un cómic de tías buenas me enternezca con una anécdota de tetas, me parece sencillamente admirable.

Por último pero no menos importante, “Harley e Ivy“, ambas dos supervillanas de segunda clase que de vez en cuando tocan un poco la moral al hombre-murciélago.

Poison Ivy (Hiedra Venenosa) es una mujer con rasgos vegetales que puede controlar las plantas y segregar feromonas que le permiten controlar a los hombres mediante besos (¿hacen falta feromonas?).

Harley Quinn es la novia gilipollas del Joker. Y con esto no quiero decir que el Jóker tenga otra más avispadilla si no que es la principal virtud de la nena.

Y hacen una pareja peculiar, de estas que se forman a la fuerza, se forjan en la adversidad y siguen adelante vaya usted a saber por qué. Lo cierto es que Ivy es una malvada inteligente y con cierta cabeza mientras que Harley definitivamente, no, pero se le pega como una ladilla.  Con frecuencia, están en celdas adyacentes en el manicomio de Arkham y, como es habitual, se fugan cada dos por tres (normalmente, Ivy por su cuenta aunque sólo sea para perder de vista a Harley…).

Sin embargo, Harley es divertida y leal. A pesar de sus meteduras de pata que rozan lo brugueriano, la chica vestida de mamarracho no duda en meterse en los fregados más violentos para salvar a su verdosa amiga. Así, no dudará en liarse a hostias armada con un desatascador con las enormes carceleras de un dictador bananero (a las tías no les afecta el beso de Poison Ivy) o a tiros con sus guardaespaldas. Menuda es la Harley.

Y además son unas guarras. O muy limpias, según se mire, porque cada dos por tres están en la ducha (o luchando en pelotas). O en bragas destilando veneno (Ivy) o viendo dibujos animados en pelotas (Harley, con agujeros en los calcetines) o besando a todo el manicomio de Harckam por una apuesta (Ivy),  soltando obscenidades a los tíos (Harley), follándose una selva centroamericana (Ivy y sí, como suena), dándose toallazos en el culo (Harley)…

Pero en el fondo, por esa extraña regla de la atracción de los opuestos, las dos chicas acaban llevándose bien. Cosas veredes…

-No más Harley Q…

-¡Hey, Roja!

-Oh, no…

-Harley, ¿no te das cuenta de que te odio con toda mi alma?

-Bueno… sí… ¡pero aún así eres mi mejor amiga!

-Y pensaba que, a pesar de todo, yo soy tu mejor amiga también. ¿No es cierto, Roja?

-¿Roja?… jo, snif…

2 comentarios to “CÓMICS DECENTES DE GENTE LAMENTABLE”

  1. Lo de los malos de flash, claro que los conozco es más me leí casi toda la saga de flash….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: